Quantcast
El tiempo en: Sevilla
01/08/2021

Las comuniones dejan el mismo beneficio que el año pasado

Unos 4.500 niños, según el Obispado de Huelva, recibirán este año la Sagrada Comunión en la provincia. De ellos, alrededor de 1.000 lo hacen en la capital onubense, de los que algo más de la mitad son niñas.

Publicidad Ai
Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Una niña se hace la última prueba de su traje de comunión antes de lucirlo en el esperado día
  • Alrededor de 1.000 niños reciben este año la Sagrada Comunión en la capital
  • Las abuelas siguen siendo las que regalan los trajes, ?como manda la tradición?
  • La financiación es uno de los recursos empleados para llevarlo mejor
Unos 4.500 niños, según el Obispado de Huelva, recibirán este año la Sagrada Comunión en la provincia. De ellos, alrededor de 1.000 lo hacen en la capital onubense, de los que algo más de la mitad son niñas.

Ellos, los menores, ven el día como una de las fechas más importantes de su niñez. Sus progenitores, algunos, no tanto. Gasto mediante.
Los comercios, restaurantes y demás sectores beneficiados, por su parte, realizan un balance parecido al del año anterior, sin pérdidas notables, pero tampoco subidas sobresalientes en lo vendido.

La media del gasto es difícil de calcular, no obstante, entran en juego parámetros tan dispares como el número de invitados, si la celebración se hace en casa o fuera, o el precio del traje que, en el caso de las niñas, “puede ir desde los 99 euros hasta los 1.500”, como detalla Antonia Prieto, gerente de Sara Merino Huelva.

El vestido es, junto al banquete, uno de los elementos más caros. Prieto asegura que “el cliente sigue comprándolos porque es una tradición, aunque se mira mucho los precios”. Aun así, “las ventas han ido iguales que en el año anterior”, gracias, en parte, “a la financiación de los artículos”, asegura la gerente.

Enrique Camargo, de Girlady Novias, también coincide en que “la fórmula de pago a plazos tiene cada vez más demanda, hay gente que lo hace en 6 meses y así se evita tener que realizar un único desembolso”. En su tienda, la media del precio de un traje para niños está en unos 180 euros, mientras que el de la niña alcanza los 245. En cuanto al comprador, están de acuerdo en que, “la abuela sigue siendo la que lo regala, como manda la tradición”.

Los complementos, fundamentales sobre todo para la niña, también encarecen el precio final. “La media está en 100 euros, para la diadema o tocado, los guantes y la limosnera”, indica una dependienta de Mercería Artesana, del centro. En cuanto a las ventas, también aseguran que “van iguales que el año pasado, ni más, ni menos”.
Importante, también, es la celebración que, una vez realizada la liturgia, espera a los niños y sus familiares. Las opciones son muchas, desde algo sencillo en la propia casa, a un café y tarta en una pastelería o un banquete en toda regla que “puede sobrepasar los 80 euros por comensal, más que en una boda”, como asegura Pepe Carrascal, propietario del Cátering Las Palomas. Lo normal, en cambio, es que se gasten unos 35 o 40 euros por invitado. En cuanto a las reservas, “han ido igual que el año anterior”, comenta. Lo mismo señalan en Pino Grande, lugar de celebraciones con menús que van desde los 26 a los 35 euros. De lo reservado, la propietaria, Amparo Abreu, coincide, “igual que en 2009, no más”.


COMENTARIOS