El tiempo en: Sevilla
Viernes 24/05/2024  

La familia del fallecido en Vitalia, denunciará a la residencia.

El incendio, cuya causa podría ser una colilla, habría tenido consecuencias mayores de no ser por la actuación de las fuerzas de seguridad

  • Fachada principal de la residencia -

La familia del hombre fallecido en el incendio de la residencia de ancianos  Vitalia de Écija han anunciado su intención de demandar al centro por una supuesta negligencia. Los familiares del anciano, se han mostrado “indignados” y así lo han mostrado ya a través de las redes sociales y a través de los medios de comunicación, manifestaciones en las que explican no entender lo sucedido en torno a la muerte del hombre.
La primera cuestión en la que se muestran confusos los miembros de la familia, hace referencia al hecho de que sólo tres profesionales estuvieran presente la noche del siniestro en la residencia  al cargo de 175 personas, según afirman fuentes familiares.
Otro de los interrogantes que la familia quiere descifrar es el motivo por el que no se le permitió ver el cuerpo del hombre.  En la familia también se sienten sorprendidos por el hecho de que el cuerpo estuviera “calcinado”, cuando según los forenses consultados por ellos mismos para que esto suceda deben pasar más de 15 minutos.
Pero el principal motivo de queja para los familiares tiene que ver con que se permitiera fumar dentro del centro y sobretodo en las habitaciones, además aseguran que precisamente esta queja ya se la habían trasladado al personal de la residencia en varias ocasiones.

Las causas
En una colilla mal apagada y un colchón parece que podrían encontrarse las causas del incendio que provocó la muerte de un hombre de 83 años en la residencia de ancianos el pasado viernes 2 de noviembre.
El fuego se producía minutos antes de las 23.00 horas del pasado viernes 2 de noviembre en una de las habitaciones de la planta baja, concretamente en el ala derecha. Todo indica que el fuego se originaba de manera accidental, en un colchón y posiblemente producido por el cigarrillo que uno de los residentes fumaba en la cama, que sería el compañero de habitación del fallecido.
Además del fallecido, que responde a las siglas de F.A.R.A. que moría carbonizado, otras cinco personas resultaron heridas por el incendio. Dos de ellas fueron trasladadas al hospital de Écija a causa de quemaduras e inhalación de humo, uno de ellos el compañero de habitación del difunto, todas fueron dadas de alta horas después del suceso. El resto de los residentes afectados, así como personal sanitario, trabajadores e incluso agentes de policía tuvieron que ser atendidos en el propio centro. Alguno de estos efectivos también tuvieron que ser atendidos en el centro hospitalario.

La intervención.
Según un comunicado del Ayuntamiento de Écija y según han relatado miembros del los cuerpos de seguridad “corrieron grave riesgo para su integridad física que obviaron en aras de socorrer  a las personas que se encontraban en peligro”.
Hasta la barriada de La Alcarrachela, lugar donde se ubica la residencia, se desplazaron efectivos de Bomberos de la Diputación de Sevilla, Policía Local y Nacional y servicios sanitarios.

En total, 25 personas fueron desalojada y trasladadas hasta otros lugares del centro, aunque en torno a las dos de madrugada ya pudieron regresar a sus habitaciones, después de haber sido revisadas por personal sanitario.
El Ayuntamiento de Écija, a través de un comunicado informó de que a las veintidós horas y cincuenta y cuatro minutos recibe la Policía Local recibe una llamada procedente de la Residencia Vitalia, comunicando que se ha producido un incendio en el interior de la misma.

De inmediato, según el comunicado municipal, se presentaron en las instalaciones de Vitalia dos patrullas de policía, que se encontraban de servicio en la zona de la Alcarrachela, comprobando como el ala derecha, planta baja, salía gran cantidad de humo, lugar donde se encuentran ubicadas, según el personal del centro, las personas “asistidas y dependientes” cuya movilidad es nula y necesitan sillas de rueda para moverlos.
Al ver la gravedad fue cuando los agentes solicitaron la presencia del resto de cuerpos de seguridad.

Las dotaciones de la Policía Local que llegaron en primer lugar, localizaron el foco del incendio que se encontraba en una de las camas de la habitación número 124 y procedieron de inmediato a la evacuación de todos los residentes de la citada ala y que se encontraban en peligro. A los trabajos de evacuación se suman los funcionarios de policía Nacional y Bomberos, procediendo estos a la extracción del intenso humo por mediación de ventiladores y abrir puertas y ventanas.
Según han relatado los propios efectivos de la Policía Local que participaron en las tareas de evacuación fue en todo momento una “evacuación a ciegas” debido a la gran cantidad de humo que existía en la zona afectada. Los primeros agentes en llegar, un total de cuatro, calculan que desde que recibieron la llamada, tardarían un para de minutos como mucho en personarse en el lugar. Al entrar en la residencia y localizar el incendio comenzaron a apagar el fuego del colchón con los extintores existentes en el edificio, los agentes sofocaron también el fuego del ya fallecido y lograron salvar la vida del compañero de habitación
Poco después se sumaron a las tareas seis efectivos municipales más, que comenzaron a evacuar a los ancianos a pesar de las dificultades que presentaba el humo, la falta de luz y de equipación, ya que literalmente tuvieron que resguardarse del humo con su propio uniforme. Poco después llegaron los miembros de la Policía Nacional, y todos tenían el propósito de hacer la evacuación lo antes posible para evitar mayores.
Rápida actuación
Según palabras del Delegado de Seguridad Ciudadana y Movilidad, Carlos Onetti, “desde este equipo de gobierno expresar el sentimiento de pena y dolor que se siente por la pérdida de un ser querido a sus familiares. Así como dar la enhorabuena y destacar la labor tan ejemplar que han acometido todos  los cuerpos de seguridad con los que cuenta nuestra ciudad, tanto Policía Local, Nacional, Bomberos y Servicios de Emergencia, ya que en menos de un minuto llegó la policía local a las instalaciones de Vitalia, y que gracias a la rapidez de la  Policía Local y del cuerpo de Bomberos lograron rescatar con vida al otro residente que se encontraba en la habitación donde se generó el incendio, evitando consecuencias infinitamente mayores, así como al personal de Vitalia que nos consta que colaboraron y actuaron de manera ejemplar ante la grave situación en la que se encontraban”
El director de Vitalia Écija, Antonio Carrera, se ha referido al buen funcionamiento de los sistemas contra incendios del edificio y también a la rápida intervención del personal del centro y de la policía, a pesar de todo esto, ha lamentado que no se haya podido evitar la muerte del residente.
Por su parte, el alcalde ecijano, Ricardo Gil- Toresano también subrayaba la  "rápida actuación" de la Policía Local que "han arriesgado sus vidas para extinguir rápidamente el fuego".

 

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN