El tiempo en: Sevilla
Miércoles 21/02/2024  

Málaga

La Diputación de Málaga destina 17 millones a un plan para paliar los efectos de la sequía

La Diputación hizo un estudio en 74 municipios con menos de 20.000 habitantes que arrojó datos muy preocupantes

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai Publicidad Ai
  • Francisco Salado, durante la presentación de la ayuda. -

La Diputación de Málaga ha presentado este miércoles un plan de ayudas dotado con 17 millones de euros, que aprobará en el próximo pleno, destinado a todos los municipios de la provincia para paliar los efectos provocados por la falta de lluvias. Estos recursos se podrán utilizar, por ejemplo, para mejorar sus infraestructuras hídricas, pagar cubas de agua para abastecimiento o renovar las tuberías y canalizaciones.

Así lo ha anunciado el presidente de la Diputación de Málaga, Francisco Salado, quien ha explicado que será una transferencia de fondos incondicionados para ayudar a los consistorios a lograr el necesario equilibrio financiero y, sobre todo, a que puedan dar respuesta a las necesidades sobrevenidas como consecuencia de la sequía que azota la provincia.

La Diputación hizo un estudio en 74 municipios con menos de 20.000 habitantes que arrojó datos muy preocupantes: se detectaron 452 fugas y la pérdida de casi 7,5 hectómetros cúbicos de agua al año, con los que se podría abastecer a una población de 100.000 habitantes. "Esos municipios ahora tienen la oportunidad, y yo diría que la obligación, de emplear ese dinero en mejorar las redes de abastecimiento", ha dicho Salado.

En este sentido, ha incidido en que del agua dependen prácticamente todos los sectores económicos y productivos, y cualquier tipo de planificación de cara al futuro debe tener en cuenta los recursos hídricos.

"Del agua depende nuestro presente y nuestro futuro, por lo que pido responsabilidad a los alcaldes. Estoy seguro de que ellos son los primeros que saben dónde invertir mejor el dinero que van a recibir y por eso optamos por esta fórmula, por los fondos incondicionados", ha recalcado.

Los 17 millones de euros de este nuevo plan se repartirán por tramos de población, prestando una atención especial a los municipios más pequeños. De este modo, las cantidades oscilarán entre los 100.000 euros que recibirán los 16 municipios con menos de 500 habitantes y los 340.000 euros que se destinarán a las dos localidades mayores de 100.000 habitantes.

Se trata de fondos que proceden de parte del remanente de tesorería y de una mayor financiación de la Participación en los Ingresos del Estado (PIE).

LA LUCHA CONTRA LA SEQUÍA, RETO DE MANDATO

Esta nueva dotación se enmarca en la prioridad fijada por el presidente de la institución provincial, Francisco Salado, en el arranque de este mandato, sobre la lucha contra la sequía para el desarrollo y el crecimiento de la provincia.

En este sentido, ha recordado que en los próximos cuatro años se dedicarán un total de 200 millones de euros (50 millones cada año) para inversiones y actuaciones en materia de gestión del agua y optimización de los recursos hídricos.

Igualmente, Salado ha resaltado el permanente apoyo de la Diputación a los municipios con cifras de transferencias e inversiones como no se habían realizado nunca. "Nunca se ha invertido más ni se ha ayudado más a los ayuntamientos", ha dicho.

Al respecto, ha precisado que, en lo que va de 2023, se han destinado 72,15 millones de euros en diversos planes: 17,5 millones como fondos incondicionados para abastecimiento de agua; 17,9 millones de euros para obras de infraestructuras culturales, sociales, deportivas e hidráulicas; 16,2 millones como fondos incondicionados no finalistas y 20,4 millones para diversos programas de obras y servicios del Plan Provincial de Asistencia y Cooperación.

PREOCUPACIÓN 

Salado, en calidad de presidente del Patronato de Turismo Costa del Sol, se ha mostrado "muy preocupado" por la situación de sequía de la provincia y las medidas de restricción adoptadas por los municipios y su incidencia en el sector agrícola y turístico porque "al final estamos interconectados".

Al respecto, ha reconocido "las molestias" que causan los cortes de agua en los vecinos, turistas y servicios como la restauración pero ha asegurado que "ellos lo entienden porque están viendo que no es algo puntual de la Costa del Sol, que está ocurriendo prácticamente en el resto de España y de Andalucía".

Así, confía en un otoño lluvioso porque "si eso no ocurre podríamos tener un verano muy difícil en 2024". También ha instado a Junta de Andalucía y Gobierno de España a "ponerse a trabajar ya para que la desaladora de la Axarquía sea algo muy rápido, muy a corto plazo. Es nuestra prioridad absoluta y necesitamos que sea una realidad en el menor plazo posible", ha concluido.

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN