El tiempo en: Sevilla
Lunes 26/02/2024  

Rota

Dar un impulso a la investigación contra el cáncer echa a la calle a miles de roteños

Una jornada que ha servido para sensibilizar sobre esta enferemdad y dar impulso a la investigación. Lo recaudado irá destinado a la ciencia

Publicidad AiPublicidad Aidental company Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai

Una inmensa marea amarilla ha inundado el centro de Rota durante la tarde de este sábado por una causa común: visibilizar el cáncer de mama y recaudar fondos económicos para la investigación contra el cáncer y para el desarrollo y funcionamiento de la asociación organizadora, Rolucan, en su día a día. 

Aunque esta aún no ha calculado el total exacto de inscripciones, puesto que las realizadas en plazo alcanzaban las más de 3.600, y quedaban las 300 ofrecidas la mañana del sábado y las puestas a disposición en la Base Naval, Patro Peña, presidenta de la asociación, augura que el número total de participantes alcance las 4.000 inscripciones.

Un número que consolida esta fecha con afán solidario en el calendario asociativo de la localidad por séptimo año y que ha hecho del centro de Rota un punto de encuentro de miles de roteños y visitantes para conmemorar la lucha contra el cáncer de mama en particular, y el cáncer en general. Participantes roteños, de Chipiona, Jerez, Sevilla o Córdoba entre otros también han contribuido a aportar con esta asociación roteña haciéndose con una camiseta amarilla e incluso se han enviado estas camisetas a Barcelona o Venecia.

En primer lugar, sobre las 17:00h desde la calle Charco ha comenzado la carrera donde 336 corredores han emprendido esta ruta por diferentes calles y avenida de Rota. Manuel Alcántara ha sido el primer corredor en alcanzar la meta y Sara Amar la primera corredora en hacerlo. Ambos recibieron sus premios en el escenario minutos más tarde tras la llegada de todos los corredores, más que el año pasado. Durante la carrera, la instructora de zumba Pili Piluk y su grupo interpretaron mediante una coreografía el himno de esta convocatoria, “Compás magnético”. 

Emocionada, la presidenta de la asociación se dirigió a los asistentes para agradecer la involucración del pueblo de Rota con la asociación cada edición. María del Mar Patino y Valentina leyeron el manifiesto de este año enfocado especialmente a la importancia de la investigación en lo correspondiente al cáncer infantil, causa a la que irá destinada lo recaudado además también de sufragar los gastos del servicio de fisioterapia y psicología de la asociación roteña. 

Aunque en esta cita se conmemora especialmente la lucha contra el cáncer de mama, en cada ocasión la asociación opta por visibilizar un tipo de cáncer. Este año, el color amarillo, ha servido para recordar el cáncer infantil y para el cual es importante seguir dotándolo de medios. 

En primer lugar, Valentina es una joven roteña comprometida con la lucha contra el cáncer quien ha vivido este enfermedad muy de cerca al padecerlo alguien de su familia. En su discurso esta contó su experiencia y la importancia del respaldo familiar dando esperanza y ánimos a esas personas que pasan el cáncer: “Le digo a todas las personas que nos acompañan y que están pasando el proceso en primera persona que la curación en la mayoría de los casos es posible”.

María del Mar Patino quiso recordar también a aquellas mujeres que no superan la enfermedad y deseó que algún día hubiera método de curación garantizado. Por ello, en una edición enfocada especialmente en el cáncer infantil, esta insistió que la recaudación de fondos era dar impulso a la investigación para que, haya cada vez “más niños y niñas que estén a tiempo de tocar la campana”, es decir, de superar la enfermedad. Recordó María del Mar la figura de Paula, una niña a la que diagnosticaron cáncer a los 9 años que estuvo en tratamientos incesantes y operaciones durante tres años que durante su enfermedad mantuvo un férreo compromiso con garantizar el bienestar de sus compañeros de hospital y de sensibilizar a la población sobre la necesidad de la investigación: “Si una niña de 12 años ha sido consciente de la necesidad de la investigación y de las carencias que aún existen para hacer frente a esta enfermedad  nosotros no podemos mirar hacia otro lado”.  Una jornada que servía, subrayó, como una oportunidad para insistir en la necesidad de dotar de medios a la investigación: “Ojalá este llamamiento en forma de camisetas amarillas llegue a unas esferas más altas y en proporción al grado de conciencia de los que tienen en sus manos destinar recursos para que así sea”.

Acto seguido, comenzó la marcha con una alta participación que, por un recorrido de 3,5km por el centro de Rota, inundó las calles de Rota de sensibilización y esperanza. 

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN