El tiempo en: Sevilla
Martes 21/05/2024  
Publicidad Ai
Publicidad Ai

Sevilla

El Sevilla intentará acabar con su martirio en Getafe

Los de Quique Sánchez Flores buscan un golpe sobre la mesa para alejarse de los puestos de peligro ante un rival que aún sueña con Europa

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Quique Sánchez Flores. -

El martirio que vive el Sevilla esta temporada con el descenso podría iniciar su final en el Coliseum, donde el equipo dirigido por Quique Sánchez Flores se verá las caras con el Getafe, que en su pelea por engancharse a Europa podría alargar las incertidumbres del conjunto andaluz.

Por segunda vez desde su salida del Getafe a final del curso pasado (jugó y ganó 1-3 en un partido de Copa del Rey), Quique Sánchez Flores regresará al Coliseum con el objetivo de dar de una vez por todas un puñetazo encima de la mesa para alejarse definitivamente de los puestos peligrosos de la tabla.

Quique, un técnico muy querido en el club madrileño, cerró su tercera etapa en el club azulón la pasada temporada cuando quedaban siete jornadas para el final. En puestos de descenso e inmerso en una mala racha de resultados, fue sustituido por José Bordalás. Ahora, casi un año después, ambos entrenadores se verán las caras.

El actual preparador del Sevilla ha vivido muchas sensaciones en el que un día fue su estadio. En el Coliseum, hace ya dos décadas, inició su carrera en los banquillos y consiguió salvar de forma holgada al Getafe en su primera campaña en Primera División. Después, regresó en 2015 y sólo estuvo en el cargo un mes y medio. Se marchó por motivos personales.

Su tercera y última etapa la inició en octubre de 2021 para sustituir a Míchel. El Getafe, colista, con un punto de 24 posibles en las primeras ocho jornadas, era carne de Segunda División. Quique apareció como un salvador que logró el milagro de la permanencia y en la temporada siguiente fue destituido por los malos resultados del equipo.

Bordalás es ahora el nuevo héroe de la afición del Getafe, pero seguro que no olvidará el trabajo de Quique. Suyo es el mérito de haber evitado el segundo descenso de la historia del Getafe, que ahora está centrado en meterse en la pelea por jugar la próxima temporada en Europa.

La empresa no es nada fácil. Hasta ocho puntos le separan de la Real Sociedad, pero la victoria frente al Girona (1-0) de la pasada jornada ha dado alas a un equipo que intentará pelear por estar lo más arriba posible una vez amarrada la permanencia.

Para intentar derrotar al Sevilla, Bordalás no podrá contar con los lesionados de larga duración Mauro Arambarri y Borja Mayoral además de Domingos Duarte, que con problemas en un hombro probablemente se perderá lo que resta de temporada.

El resto de la plantilla está disponible para el técnico alicantino, que podría alinear a un once similar al que derrotó el Girona con un centrocampista como Óscar en la punta de ataque y con muchos mediocentros en el centro del campo (Yellu, Mill, Moriba y Maksimovic) con Greenwood en un extremo.

Sin embargo, también es posible que Bordalás regrese a su esquema más habitual, en el que Jaime Mata o Juanmi Latasa podrían ser la referencia en ataque de un equipo que intentará sumar tres puntos para acercarse a la sexta y deseada plaza.

Por su parte, el Sevilla, después de dos decepciones seguidas, con el empate el en el campo de colista Almería (2-2) y la derrota ante un rival directo por la permanencia como el Celta (1-2), sigue metido de lleno en la pelea por separarse de los puestos de descenso.

El entrenador del equipo, Quique Sánchez Flores, ha tenido dos semanas para resetear y analizar lo pasado en esos partidos después de las buenas impresiones que dejaron otros como los jugados frente al Atlético de Madrid o Real Sociedad.

El técnico madrileño, además, tuvo en el partido frente al Celta un encontronazo en la zona de los banquillos del Sánchez-Pizjuaan con Youssef En-Nesyri cuando decidió sustituir al delantero marroquí, incidente al que se le ha querido restar trascendencia desde el club y del que Quique ha destacado este viernes que han quedado solucionado con un "sentido abrazo" entre ambos.

En-Nesyri se fue tras ese encuentro con su selección y no ha vuelto a la disciplina del equipo hasta este jueves, lo mismo que el centrocampista belga Dodi Lukebakio y el portero noruego Orjan Nylan, aunque parece que los tres podrían ser titulares en Getafe.

Los otros dos de la plantilla que en esta ocasión estuvieron convocados por sus selecciones fueron dos laterales derechos, Jesús Navas y el sub-21 Juanlu Sánchez, y ambos regresaron un día antes, pero el capitán del equipo no podrá jugar al tener que cumplir una sanción por acumulación de amonestaciones.

El joven canterano, por su parte, podría ocupar el puesto, aunque también es probable que el argentino Lucas Ocampos se sitúe como falso lateral derecho en una zaga de cinco jugadores que estará otra vez liderada por Sergio Ramos, quien precisamente este sábado celebrará su 38 cumpleaños.

Uno que se ha unido al grupo esta semana es el central francés Loïc Badé, recuperado de una lesión miotendinosa en el sóleo izquierdo que le hizo ser baja el pasado 17 de marzo ante el Celta, aunque Quique tendrá que valorar si le devuelve la titularidad.

Lo mismo que con el que, hasta este viernes, era el único que aún no trabajaba con los compañeros de la plantilla, el centrocampista suizo Djbril Sow, quien arrastraba molestias en la cadera pero que en este último entrenamiento ya se ejercitó con el grupo y, como Badé, está incluido en la convocatoria de expedicionarios a Madrid, según desveló también Quique en su comparecencia de prensa.

-- Alineaciones probables:

Getafe: Soria; Juan Iglesias; Djené, Alderete, Diego Rico o Gastón; Yellu; Greenwood, Milla, Moriba, Maksimovic; y Óscar o Latasa.

Sevilla: Nyland; Ocampos, Sergio Ramos, Badé, Kike Salas, Acuña; Soumaré, Gudelj, Lukebakio; Isaac Romero y En-Nesyri.

Árbitro: Javier Iglesias Villanueva (Comité Gallego).

Estadio: Coliseum.

Hora: 14:00 (13:00 GMT) 

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN