El tiempo en: Sevilla
Viernes 19/07/2024  

La Pasión

Pedro Fernández: "Estarán presentes todas las Glorias vinculadas a la Catedral"

El comisario de la exposición ‘Sedes Hispalensis: Fons Pietatis’ habla sobre el discurso de la muestra y lo que podremos encontrarnos

Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Pedro Fernández, comisario de la Exposición del II Congreso -

Pedro Fernández fue nombrado hace más de medio año como comisario de la exposición ‘Sedes Hispalensis: Fons Pietatis’ que tendrá lugar en la Catedral de Sevilla del 3 de noviembre al 20 de diciembre con motivo del II Congreso de Hermandades y Piedad Popular. Nos recibe en su despacho de la Catedral de Sevilla para ahondar en algunas cuestiones referentes a la exposición que él tiene la responsabilidad de montar:

  • ¿Cómo nace la exposición?

El Cabildo de la Catedral de Sevilla tiene la idea de hacer esta Exposición, como actividad cultural paralela a la celebración del II Congreso Internacional de Piedad Popular y Hermandades que va a tener lugar en Sevilla, y que será algo muy importante tanto para la Ciudad como para todo el Mundo Católico por abordar un tema tan importante como la religiosidad popular, la religiosidad del Pueblo de Dios, en el contexto de una Iglesia que cada vez tiene más en cuenta a los seglares, y recién acabado el sínodo donde estos han tenido mucho que decir.   

Es pues lógico que para resaltar el magno acontecimiento que supone el IIº Congreso Internacional de Piedad Popular y Hermandades haya eventos culturales que subrayen la importancia del Congreso y de manera plástica lo ilustren, siendo esta exposición uno de esos actos culturales. Y es de admirar y encomiar que el Cabildo Hispalense haya tenido la voluntad de organizar dicha exposición.   

En la propuesta de discurso expositivo que he elaborado trato sobre las manifestaciones de Piedad Popular en la Catedral de Sevilla, (y subrayo el complemento circunstancial de lugar “en la Catedral”), y el origen de las mismas. Y como la Catedral ha sido Madre y Maestra de muchas de las prácticas piadosas en la Ciudad, por tener su origen en ella o por ser regularizadas estas prácticas por la propia Catedral, como ocurrió con la obligatoriedad de que las cofradías realizaran la Estación de Penitencia a la Catedral en 1604.

Y en ello estoy trabajando desde el pasado mes de mayo.  

  • ¿Ha cambiado mucho su idea primigenia a la que finalmente hemos visto?

Muy poco, prácticamente nada. La propuesta inicial se basaba en tres bloques y la actual son esos mismos tres bloques sobre los orígenes de la Piedad Popular desde la Catedral. La ciudad está marcada por el marianismo y veremos el testimonio de hermandades de gloria que tenían su sede en la Catedral de Sevilla y que hoy por hoy están extintas. Contaremos con los ricos fondos de la Biblioteca Capitular y Colombina y los Archivos del Arzobispado gracias a que sus responsables han colaborado activamente aportando documentación y fichas técnicas para poder ver los orígenes de esa religiosidad.

  • El Cristo de los Cálices está permanentemente en la Catedral, ¿se pretende presentarlo de alguna manera especial?

No, y le explico. Se va a poder admirar en su capilla como lo podemos ver siempre, es decir con muchísima proximidad a quien se acerca a esta prodigiosa imagen de Cristo en la Cruz, sus condiciones de exposición habituales son inmejorables.

La Capilla del Cristo de la Clemencia está concebida como un espacio para la oración, y durante la exposición lo continuará siendo, pues esta exposición es interactiva, entendiendo esto que además de haberla concebido como un espacio para admirar la belleza del arte, o mostrar la historia de las devociones y manifestaciones piadosas en la catedral de Sevilla, está pensada para que el visitante pueda experimentar momentos de meditación y oración ante las imágenes sagradas que se encontraran en el itinerario expositivo.

Tenemos la suerte de tener siempre esta genial obra de Martínez Montañés de manera muy accesible, y de poderla mirar a los ojos y cruzar nuestra mirada con la de la imagen de Cristo, manteniendo con ella el mismo contacto visual que tuvo Vázquez de Leca, la persona que la encargó a Montañés con la intención de poder orar mirándole a los ojos.

Desde el punto de vista escultórico es maravilloso, pero desde el punto de vista espiritual esta imagen posee una unción sagrada increíble incitando a la oración. Tiene todas las características de la Escuela Sevillana de Escultura, unión de belleza formal con unción, siendo una de las obras más notables de esta Escuela que en sí misma es un hito en la Historia del Arte internacional pues teniendo sus orígenes en el año 1565 se ha mantenido sin interrupción hasta nuestros días siendo el causante de ello la especial idiosincrasia de la Ciudad de Sevilla, volcada en la Piedad Popular con la consiguiente necesidad de imágenes para el culto. 

La llegada a Sevilla de Juan Bautista Vázquez el Viejo, acompañado de Jerónimo Hernández y Gaspar del Águila, (veedor de Martínez Montañés), trae a la Ciudad el Romanismo que se estaba cultivando en esos años en Castilla. El Cristo de la Clemencia es una de las obras tempranas de nuestra Escuela de Escultura y sirve para explicar muy bien las características de la imaginería sevillana que es uno de los elementos esenciales de la Piedad hispalense.

  • ¿Por qué solo nos encontraremos con dos pasos y no se ha optado por una mayor representación como ocurrió durante Los Esplendores de Sevilla?

Básicamente porque la temática de esta exposición no es la misma que la de Los Explendores.

En primer lugar le tengo que aclarar que con respecto a la temática de la Semana Santa en tanto que manifestación de la Piedad Popular sólo estará expuesto un paso, el de la Virgen del Socorro.

El Santo Crucifijo de San Agustín, estará expuesto en tanto que es el referente devocional cristífero más antiguo que tiene Sevilla y su relación con la Catedral. Devoción que fue sustituida en el corazón de los sevillanos por la portentosa imagen del Señor del Gran Poder, como consecuencia derivadas de los cambios políticos y sociales que se producen en España durante la primera mitad del siglo XIX como la exclaustración de las órdenes religiosas, la desamortización de bienes de la Iglesia, etc… La Imagen del Santo Crucifijo fue trasladada desde el Convento de San Agustín a la Parroquia de San Roque, y en julio de 1936 desaparece durante el asalto e incendio de la misma, siendo reemplazada la imagen por la actual, que es una obra realizada en 1950 por el escultor Sánchez Cid y que mantiene todos los rasgos morfológicos de la anterior.

La imagen del Santo Cristo de San Agustín, Protector de la Ciudad de Sevilla, estaba muy vinculado a la Catedral de Sevilla pues frente a las calamidades: sequías, inundaciones, guerras, epidemias,… era sacado en procesión de rogativas hasta la Catedral, donde era recibido por su Cabildo.

Al elaborar el discurso expositivo para esta muestra, consideré que la Semana Santa de Sevilla debía estar presente en la doble dimensión del Culto, es decir en el culto interno de la celebración de los Santos Oficios, que históricamente tan importantes han sido y son en la Sede Hispalense, y en el Culto Externo, es decir en las procesiones de las Cofradías de Semana Santa, que no tienen otro objetivo que la realización de la Estación de Penitencia a la Santa Iglesia Catedral. Y es básico para poder realizar la misma las máquinas procesionales que en Sevilla reciben el nombre de pasos.

Ha sido elección personal mía escoger el paso de la Virgen del Socorro de la Hermandad del Amor, y lo he hecho por su alta calidad artística y representativa, el paso de la Virgen del Socorro es excelso, y eso es indiscutible, y lo digo sin menoscabo de los muchos pasos de palios maravillosos que hay en Sevilla . (Aclaro aquí, con cierta nota de humor, por si alguien ha pensado que hice mi elección y mis palabras son porque soy hermano del Amor, que no lo soy, y que sin salirme del mismo día soy hermano de la Amargura y de la Santa Cena, teniéndole desde niño un especial cariño a la Virgen del Subterraneo, que mi abuelo Manuel ocultó en nuestra antigua casa en dos ocasiones durante la República, en los años 1932 y 1936).

El paso de palio como máquina procesional para uso de la Mater Dolorosa es un invento completamente sevillano de principios del siglo XVII, y fue toda una revolución. Así el pobre del Abad Gordillo se escandalizaba en 1630 del uso del palio por parte del Nazareno del Silencio y de la Virgen de la Soledad del Carmen de Baños, (la Soledad de San Lorenzo), pues consideraba el palio propio de las imágenes de Gloria y no de las dolorosas. Pero el paso de palio triunfo, se asentó y se exportó… ejemplo el primer paso de palio que sale en la Semana Santa de Málaga es de la Esperanza en 1918, y se hace a ejemplo de los sevillanos. Comprenderán ahora el porque de exponer un paso de palio en esta exposición de Piedad Popular.

  • Hay una devoción que ha nacido en Sevilla que es la de la Divina Pastora que no está representada en la exposición, ¿se pretende hacer algo especial con esto?

Las imágenes de la Divina Pastora a nivel iconográfico y devocional han tenido desde el siglo XVIII un enorme éxito, como oí en cierta ocasión la Divina Pastora fue un regalo de la Iglesia de Sevilla al Mundo, pues es una devoción que surge en nuestra Ciudad gracias al fraile capuchino Fray Isidoro de Sevilla que tuvo lo que el mismo llamó como “La Feliz Ocurrencia”, que fue pensar y representar a la Stma. Virgen María como Pastora, algo revolucionario pues hasta ese momento la Madre de Dios era representada como Reina. 

La devoción a la Pastora tuvo una extraordinaria difusión, especialmente por el mundo hispánico siendo incluso patrona de muchas localidades en el continente americano, creo incluso que la Patrona Nacional de Guatemala,… y eso en mi opinión es admirable.

Las Pastora de Santa Marina, que personalmente es una imagen que me encanta, y su Hermandad, no van a estar presente en la exposición, pero como tampoco lo van a estar el resto de las imágenes de la Divina Pastora de la Ciudad, (Capuchinos, Triana y San Antonio de Padua), ni otras muchas hermandades de Gloria que han celebrado tradicionalmente sus cultos internos en sus parroquias y los cultos externos en sus feligrasías. 

Aún siendo en sí el tema de la Devoción a la Divina Pastora, un tema a mi parecer apasionante, se salen de la temática de la exposición, y es que como comenté al principio de esta entrevista, esta es la Piedad Popular en la Catedral de Sevilla, haciendo énfasis en la preposición “en”. Vaya de paso mi saludo y felicitaciones a todos los hermanos de la Pastora de Santa Marina por el feliz acontecimiento de la Coronación Canónica.

  • ¿Y el resto de las Glorias que forman parte de la Sevilla popular qué lugar van a ocupar?

Estarán presentes las devociones de Gloria que históricamente han estado vinculadas a la Catedral. En la exposición se tratará de las hermandades de Gloria que tuvieron su sede en ella, y probablemente muchos sevillanos descubrirán su existencia o detalles que desconocían sobre las desaparecidas hermandades del Pilar, de las Doncellas, o la de la Virgen de la Granada… También de las desaparecidas hermandades que tenían sus capillas en las Gradas de la Catedral, (c/ Alemanes), como la de la Inmaculada del Gremio de los Gorreros, o la de la Virgen de la Antigua. 

Y por supuesto una Imagen de Gloria tan excelsa, como la Virgen de los Reyes, Patrona de Sevilla y de su Archidiócesis tendrá un sitio muy destacado en la exposición. La Virgen de la Hiniesta que fue coronada en la Catedral en 1973 tendrá igualmente presencia en la Exposición. 

Las hermandades de Gloria tradicionalmente están vinculadas a sus sedes parroquiales que es donde han desarrollado su vida de Hermandad, y donde sus titulares han recibido Culto Interno, recibiendo cada una en las calles de su collación Culto Externo. Cada una de estas imágenes ejerce el patronazgo en su feligresía, así la Virgen del Rosario es Patrona de la collación de Santa Catalina, la Virgen del Amparo lo es de la de la Magdalena, la Reina de Todos los Santos de la Parroquia de Omnium Sanctorum, etc… 

Como comentaba anteriormente la temática de esta exposición viene marcada por lo espacial, siendo las devociones catedralicias las protagonistas de la misma. (Debo aclarar por si alguien albergara dudas de mi amor por las Hermandades de Gloria que soy amante y admirador de la historia de las hermandades de Gloria desde siempre, y de hecho hago vida en alguna de ellas, por ejemplo soy hermano del Amparo de la Magdalena desde hace más de 30 años).

  • A usted, como comisario, de todo lo que habrá en la exposición, ¿de qué es de lo que está más orgulloso?

Del conjunto entero, pero de lo que me sentiré orgulloso realmente será de que el día 20 de diciembre hayan disfrutado de ella los visitantes y sobre todo los sevillanos

Hay otras muchas devociones y manifestaciones de Piedad Popular en la Catedral de Sevilla de la que no hemos hablado en esta entrevista, pero les aseguro que merecerá la pena ver los espacios destinados a la otra Fiesta Mayor sevillana, El Corpus Christi, o el dedicado a las Coronaciones Canónicas… por no hablar de las devociones como la de San Judas Tadeo, el Niño Mudo, o a la Inmaculada Concepción de la Stma. Virgen María que vertebrará todo el espacio expositivo por la enorme importancia y repercusión que tuvo esta devoción defendida y celebrada en Sevilla y que tuvo su epicentro en su Catedral.

La exposición se desarrollará entre el 3 de noviembre y el 20 de diciembre, les animo a que vengan a visitarla y se reencuentren con nuestra historia y con las raíces de nuestra peculiar manera de vivir la Fe. 

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN