Quantcast
El tiempo en: Sevilla
Viernes 09/12/2022  

Valencia

Puig se defiende de las críticas: "Queremos una política social lo más efectiva posible"

El presidente de la Generalitat sostiene que la reforma fiscal está pensada para beneficiar a las personas que tienen más dificultad

  • El presidente de la Comunidad Valenciana, Ximo Puig.

El anuncio de bajada de impuestos a las rentas inferiores a 60.000 euros planteado por el presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, sigue en el punto de mira.

El 'president' pedía el pasado viernes a Sánchez que se penalizara a las comunidades autónomas que aplicaran bajadas de impuestos. Sin embargo, cuatro días después, el Jefe del Consell se ha sumado a la propuesta. Este hecho ha provocado sorpresa y cierto malestar en el Gobierno central.

Al ser preguntada por la medida de Puig, la vicepresidenta primera del Gobierno, Nadia Calviño, ha manifestado que "aquí lo que hay es una política fiscal responsable o no y desde el Gobierno hemos venido llevando a cabo una política fiscal responsable, que es la que recomienda la Comisión Europea, el FMI, la OCDE y el Banco Central Europeo".

De este modo, Calviño rechazaba "una política fiscal irresponsable y destructiva que desmonta el Estado de bienestar" y aseguraba que en esa política "no nos van a encontrar".

Por su parte, la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, también se ha mostrado en desacuerdo con la postura de Puig. "Nosotros denunciamos el vaciamiento fiscal y no es bueno que las comunidades inicien esa espiral porque al final todas se ven obligadas a hacer algo que a veces ni siquiera quieren", ha señalado.

Ante el revuelo ocasionado, el presidente de la Generalitat se ha defendido este miércoles desde Bolonia asegurando que su voluntad es "hacer una política social lo más efectiva posible". Asimismo, ha explicado que con la reforma fiscal pretende "dar respuesta a los problemas de la ciudadanía" y "ayudar a quienes tienen más dificultad en un momento de carestía".

Respecto a las críticas recibidas, Puig ha señalado que "no estoy para combatir declaraciones" ni tampoco para "polemizar con nadie", ya que esta medida "no va contra nadie". El presidente argumenta que ésta "no es una rebaja fiscal a los que pueden, ni para deslocalizar", sino para "beneficiar a las personas que tienen más dificultad".

Por ello, ha pedido que "no se menosprecie al Gobierno valenciano, porque ha sido el que más política social ha hecho en los últimos años".
 

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN