El tiempo en: Sevilla
21/07/2024  
Publicidad Ai
Publicidad Ai

Valencia

Cae una banda criminal especializada en robos en casas que atemorizó a Valencia

El grupo criminal había perpetrado varios robos por distintas localidades de la provincia de Valencia

Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai
Cargando el reproductor....

La Guardia Civil, en el marco de la operación Tilaka, ha detenido a diez personas –seis hombres y cuatro mujeres– de entre 27 y 65 años y nacionalidades española, rumana y francesa por los delitos de robo con fuerza en el interior de vivienda, tenencia ilícita de armas, hurto, robo en interior de vehículo y tráfico de drogas.

La comisión de varios robos en el núcleo urbano de la ciudad de Llíria –con idéntico modus operandi– llamaron la atención de los investigadores. Esto propició el inicio de la operación, al sospechar los investigadores que podría tratarse de un único grupo organizado especializado en robos en viviendas.

Durante el transcurso de la operación, los agentes pudieron acreditar –además de la existencia de una organización criminal– que varios miembros de la organización se dedicaban también al robo en interior de vehículos y otros al tráfico de drogas (cocaína y marihuana). Varios componentes trataron incluso de establecer sus propias plantaciones para el cultivo de marihuana en sus domicilios.

Dada la compleja estructura de la organización y teniendo en cuenta la necesidad de desarticularla por completo, los investigadores lograron identificar las viviendas de todos los miembros de la banda en los municipios de Llíria, Turís, Bétera, El Perelló y Carlet.  Posteriormente se realizaron entradas simultáneas en todas estas ubicaciones para evitar que pudieran alertarse entre sí y deshacerse de los efectos delictivos y de las pruebas de sus delitos.

Fruto de estas actuaciones se pudo intervenir varias sustancias estupefacientes, elementos para la plantación tipo indoor de marihuana, un arma de fuego prohibida (escopeta recortada) con munición, varias armas prohibidas (llave de pugilato, bastón estoque y un silenciador de arma de fuego), además de efectos policiales (grilletes, luces prioritarias y chaleco balístico) y varias joyas y relojes presuntamente sustraídos y valorados en 15.500 euros, además de 2.500 euros de dinero en efectivo y dos vehículos.

En total se detuvo a diez personas, seis hombres y cuatro mujeres, de entre 65 y 27 años de edad y nacionalidades española, rumana y francesa por los delitos de robo con fuerza en interior de vivienda, tenencia ilícita de armas, hurtos, robos en el interior de vehículo y tráfico de drogas. Para cuatro de los detenidos (los cabecillas de la organización) se decretó ingreso provisional en prisión.

De estos hechos entiende el Juzgado de Instrucción número 2 de Llíria. 

Las actuaciones fueron coordinadas por los componentes del Puesto Principal de Llíria y en ellas participaron agentes de diferentes especialidades de la Guardia Civil, incluido el Grupo de Reserva y Seguridad y el Servicio Cinológico.  

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN